5 de mayo de 2011

Churrasquitos de pollo al "Roque" y "Feria de Abril"



Hoy traemos una tapita típica de todos los bares de Sevilla, ademas de las casetas de la Feria de Abril....Que estamos de feria!!! y lo mejor de todo, no llu-e-ve. ...Niñooooo, vete colocando por aquí una jarra de rebujito "mi arma" 

La feria se ilumina,con tú belleza.
Bailaa,bajo un manto de luces tu gracia reluce baila sevillanaa
las noches en tu pelo,imperio sobrero de una raza antigua y gitanaa
Bailaa,las fuentes de la cava van en tu mirada niña cordobesaa
entre palmas y cante brilla tu semblante de tu vieja estirpe y grandezaa
Olee la noche está embrujada niña enamorada sol de Andaluciaa
que viva la alegríaa,de mi gente y de mi pueblo vamos a baila.
 A bailar, a bailar y a bailar .............. 

Ambientando la feria con una sevillana famosa de los Cantores de Hispalis, aunque yo bailo sevillanas como una americano de Wisconsin, jajajaja.
A mi me gusta mas el rebujito, el tapeo, la manzanilla y la tertulia...bueno vamos con un poco tapeo en la feria y al final os dejo un poco de historia de la feria salida de la "Wikipedia" y de "Andalunet"...



Ingredientes:

4 Churrasquitos de pollo.
100 gramos de roquefort.
200 cc de nata para cocinar.
30 gramos de mantequilla.
Brandy.
Sal.
Aceite de oliva.
Pimienta negra.



Preparación:

1.- Preparamos la mantequilla a calentar, hasta que se deshaga.
2.- Incorporamos el roquefort desmenuzados y vamos moviendo hasta que se una con la mantequilla.
3.- Ponemos en el cazo un poco de brandy y salpimentamos, dejamos reducir un poco hasta que la salsa espese.
4.- En este momento incorporamos la nata y dejamos a fuego suave durante unos minutos  hasta que se mezclen bien los ingredientes y sabores.
5.- En una sartén con un poco de aceite ponemos los churrasquitos de pollo previamente salpimentados, hacemos a la plancha  y en su punto.
6.- Montamos el plato, en este caso acompañados de patatas fritas...y salpimentamos...

Historia

Con la creación de las ciudades a lo largo y ancho de Europa a partir del siglo XI comienzan los negocios y mercaderías de todo tipo de artículo con el que comerciar. En cada ciudad con una asiduidad semanal o diaria hay un mercado, reunión de comerciantes, u otro encuentro comercial, y en ciudades más preparadas por su riqueza o situación estratégica se organizan las ferias. En un principio surgieron para que los comerciantes que no podían proveerse de mercancía en las cercanías pudieran hacerlo en un sitio específico y en una fecha señalada, sobre todo al por mayor.

Portada de la Feria 2011

Al ser tan numerosos los mercados y pudiesen desarrollarse con tranquilidad, hubo de hacerse un código de respeto conocido como paz de mercado otro de paz de la feria y del camino y un tercero de franquicias o privilegios, cada uno guardaba a los mercaderes según el momento en que se encontraba, ya fuera en el desplazamiento de un mercado a otro, la tranquilidad durante la estancia semanal del lugar donde le perteneciera en el momento, los hurtos, prohibición de uso de armas y otras restricciones incluidas a comerciantes.

Con el tiempo se fijaron fecha de celebraciones, siendo por costumbre de una duración semanal, se organizaron para evitar coincidencias y así poder desplazarse de un mercado a otro los vendedores: tomando como inicio las fechas del "buen tiempo" comenzaban las ferias situadas en las cercanías del Camino de Santiago adentrándose seguidamente en las ciudades de interior y el sur, para volver a terminar en septiembre nuevamente en el Camino de Santiago.

Una de las primeras ferias documentalmente conocida es la de Valladolid de 1152, creada por Alfonso VII, así como unas cuantas más iniciadas en el mismo siglo (Sahagún, Palencia, Madrid, Cuenca, Cáceres, etc.). Alfonso X, "el Sabio", constituye en Sevilla a mediados del siglo XIII, dos ferias al año (abril y septiembre) con una duración cada una de 30 días.

Como las ferias eran frecuentadas por mercaderes del exterior trayendo sus propias mercancías, se vieron en la situación de poner puertos de control estratégicos para transporte de mercancía y cobro de impuestos (aduanas). En Andalucía fueron los de Huelva, Cádiz, Vejer, Sevilla y Jerez los que se crearon.

La primera feria ganadera se ubicó en el Prado San Sebastián, en esos tiempos este espacio se encontraba en las afueras de la ciudad, en el presente es uno de los lugares más céntricos de la capital, codeándose con la Fábrica de Tabacos (actual Universidad de Sevilla) que era el único edificio que estaba levantado por esas fechas, mucho más tarde se edificarían la Plaza de España y también se colocaría el monumento a Rodrigo Diaz de Vivar, "El Cid Campeador". Contaba con un total de 19 casetas y fue tan grande el éxito obtenido que pocos años más tarde, en 1850, hubo que separarse lo que era la mercadería del ganado y el espacio para la diversión.El Cabildo Municipal vio que la idea del vasco y el catalán era buena y además estaba secundada por numerosos ganaderos y agricultores. Ahí es cuando comienza la primera Feria de Abril sevillana.Los orígenes de la Feria de Abril se encuentran en el 25 de agosto de 1846 cuando Narciso Bonaplata (catalán) y José María de Ybarra (vasco) redactaron una propuesta que llevaron al Cabildo Municipal pidiendo que le autorizaran durante los días 19, 20 y 21 de Abril para celebrar una feria anual, permiso que les fue concedido después de unos "tiras y aflojas" con el alcalde Conde de Montelirio, que pensaba que ya existían otras dos ferias muy próximas, la ganadera de Mairena del Alcor (cuya Feria es la más antigua de Andalucía, desde 1441, y primera en celebrarse, una semana antes que la de Sevilla), que velarían el éxito que prometían los dos organizadores. 

En marzo de 1847, la reina Isabel II concedió a Sevilla el privilegio de feria, celebrándose un mes más tarde la primera de la ciudad con la duración de los tres días expresados.En 1896 se ubicó en la zona la denominada "Pasarela", una estructura de hierro, que servía de paso elevado sobre el recinto ferial, tenía cuatro escaleras de acceso y un quiosco central en la confluencia de las mismas que era adornada con globos de luz blanca durante los días que duraba la fiesta. Esta estructura se desmontó en 1921 con motivo del ensanche de la calle San Fernando. A partir de entonces como recuerdo de la pasarela se comenzó a instalarse anualmente una portada de entrada a la Feria...


Visto el éxito de sus primeras vísperas, al Ayuntamiento se vio obligado a ir ampliando el lugar de celebración y la publicidad de la ocasión, en 1890 es editado el primer cartel oficial anunciador de la feria, en 1910 se difunden folletos divulgativos. El año 1914 los tres días se convierten en cinco, la añadidura del sexto día de feria se produciría en 1952.A partir de la década de 1920 la feria se empieza a parecer a lo que es ahora, una ciudad artificial y efímera de sólo unos días de duración donde se instalan casetas para el regocijo de los visitantes foráneos y autóctonos, vendedores, juerguistas, curiosos, artistas y famosos.Durante años el recinto de la feria se conoció como "la Pasarela", debido a una estructura existente que era utilizada para cruzar la calle, hasta el año 1973 que fue preciso reubicar las casetas por las distintas demandas, de feriantes, organismos y público, el espacio se quedó pequeño y su lugar de asentamiento fue el barrio de Los Remedios, una zona casi rectangular con una medida de 1,5 km por 600 m, con nombre propio el "Real de la Feria", con calles que fueron bautizadas con nombres de toreros de todas las épocas, adornadas de farolillos de distintos colores que iluminan la oscuridad de la feria cuando cae la noche. Como la feria no deja de "crecer" se ha especulado que en un plazo próximo cambie nuevamente de ubicación a un lugar de mayores dimensiones, se estudia que sea lo que se conoce como el Charco de la Pava. La primera portada que se levanta en la Feria data del año 1949, cada año la portada está dedicada a algún acontecimiento importante, monumento o edificio de la ciudad, pudiendo alcanzar una altura cercana a los 50 m de arcos y torres con cierto toque de arquitectura regionalista, y puede ser observada tanto de día como de noche gracias a los varios miles de bombillas que la iluminan. No obstante, el origen de las portadas en la Feria se remonta casi a sus orígenes, pues llegó a convivir hasta 1868 con la llamada Puerta de San Fernando de la antigua muralla. Posteriormente ejerció como portada la propia Pasarela (eliminada en 1921). 

La reproducción de monumentos sevillanos evoluciona, poco a poco, hacia una mayor libertad temática, como en la última de 2010, dedicada al centenario del primer vuelo en Tablada o las conmemorativas de los centenarios de los equipos de fútbol sevillanos. El punto de partida de la fiesta se inicia en primer lugar con la noche del pescaíto, cena previa al alumbrado o alumbrao cuyo plato principal es pescado frito acompañado del característico vino fino o la manzanilla. Después se prepara todo para el alumbrao, esto es el encendido de las miles de bombillas de la portada y calles del recinto. Se realiza oficialmente a la medianoche del lunes al martes. El punto final es el domingo siguiente con el apagado de las bombillas de la portada y acompañado momentos después por un castillo de fuegos artificiales. El lunes referido es el lunes de dos semanas posteriores a la finalización de la Semana Santa en Sevilla, excepto si eso obligara a que la Feria fuese en mayo, en cuyo caso caso sólo transcurre una semana entre una fiesta y otra. El número total de bombillas que iluminan la Feria asciende a un total aproximado de 350000 cubiertas por sus peculiares farolillos venecianos de colores verde, blanco y rojo, consiguiendo con esto una vistosidad y luminosidad muy peculiar. En las bifurcaciones de las distintas calles estas bombillas están dispuestas en forma de paraguas, que culminan en un alto mástil, aquí no las recubren los farolillos.




23 comentarios :

  1. Vaya tapita más rica, me la llevo.

    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Pasadlo bien. Con estas tapas tan sabrosas dan ganas de ir a la feria.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. ¡Que bien lo pasais alli en la feria!
    Gracias por toda la informacion de la feria.
    La tapa tiene una pinta deliciosa.

    Un beso

    ResponderEliminar
  4. No sabes las veces que he bailado yo esas sevillanas.. ayyy que nostalgia, lo mismo me animo y visito la feria de sevilla, eso si lo de entrar en las casetas por lo visto esta bastante complicado.. en fin, se intentará.

    La receta de hoy está que pa qué de buena, me tomo buena nota que el pollito me fascina.

    Un beso
    AFri

    ResponderEliminar
  5. ¡Qué suerte, de Feria! disfrutadla. Un beso (muy rico ese pollito).

    ResponderEliminar
  6. Ole y ole! que estamos de feria y para celebrarlo no veas el plato que nos pones corazón, una delicia. Así en el plato está precioso para la foto, pero vamos que yo me lo metía en un bollo de pan y no te cuento lo que le iba a hacer, le daba la del pulpo. Riquíiisimo!
    Que os divirtais mucho, y tomaros un fino a mi salud vale?
    Besos.

    ResponderEliminar
  7. OLE OLE Y OLEEEEEEEEEEE

    Esas tapas wenassssssssss y que viva er rebujito jajaja

    Que se me van los pies solos jajaja

    Si quieres tomar algo mándame un email ok???

    Besitosssssss

    ResponderEliminar
  8. Qué delicia, quiero contarte que AMO a "Don Roque", siempre que puedo se lo agrego a mis comidas.
    Quería también contarte que te dejé un premio en mi blog y me gustaría mucho que lo recogieras.
    Besos

    ResponderEliminar
  9. ...........Que cante la giralda, que va y la vuelva.
    Bailaa,dime que tu me quiere,que de pena muere si no estás conmigoo,
    Te digo éste piropo porque ya estoy loco y es que sueño siempree contigoo.
    Bailaa derrama tu salero por todo el armero de la feria míaa
    Y que digan tus manos halagos y abajo llevando la gracia prendíaa.

    Olee, la noche está embrujada ...............

    A baila,a baila y a baila..............

    jajajaja!
    hola joseeeeeeeee, viva el arte!!
    me encantan los churrasquitos.. andaaa q no estan buenos ni ná!!
    y ese rebujito.. dios mio!!
    genial entrada...
    besazo y disfrutaaaaaaaaaa!!

    ResponderEliminar
  10. Venga, ala a bailar y a pasarlo bien, par de dos, me entusiasma la feria de Sevilla, mi hermana los tres primeros años de carrera los hizo en Sevilla y yo ahi como un clavo todas las ferias.
    Los churrasquitos de pollo te quitan el conocimiento, me los pido y los hago, ea
    A pasarlo muy bien.

    Besitos pa los dos

    ResponderEliminar
  11. que ricoooo que envidia me das con esa musiquita

    ResponderEliminar
  12. Que rica la tapa tiene una pinta estupenda me la apunto ! El rebujito lo dejo para los jovenes a mi ponme una manzanilla o un fino directamente!
    Siempre he querido aprender a bailar sevillanas pq yo soy nativo de Málaga tendré que esperar a jubilarme que los abuelos no está tan mal visto que bailen no? jejeje un saludo Triana!!

    ResponderEliminar
  13. Que ricaaa tapa, me la llevo feliz feria, un besico.

    ResponderEliminar
  14. Me apunto contigo a estos churrasquitos y al rebujito! Que a mí lo del baile..., como que tampoco! Buenísima receta. Feliz feria, chicos.

    ResponderEliminar
  15. Buenooooooo, madre que rico tiene que estar esto pordiosss. Qué lo paséis muy bien el la feria.Besos.

    ResponderEliminar
  16. Me pilla un poco lejos, pero disfrutar la feria por mi y por muchos de vuestros seguidores. Bailar, comer y beber que la fiesta solo es una vez al año, y que el tiempo os acompañe, que ese es otro ingrediente indespensable. La tapita, platillo o segundo plato, pués vale para todo, deliciosoo, la salsita una gozada. Besos .

    ResponderEliminar
  17. Una tapa deliciosa!!!!
    Disfrutar de la feria ^_^

    Besitos

    ResponderEliminar
  18. Con la salsa de roquefort tal como la has hecho queda muy suave.
    Muy interesante toda la historia de la Feria.
    Besos.

    ResponderEliminar
  19. Que me gusta tu receta, y la historia.

    Besos

    ResponderEliminar
  20. AAAAAAAyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyy!!!!!!!!!!!!!!!!!!! Que acabo de llegar de Sevilla, de escaparme dos días a la Feria.... ¡Y veo esto!!!!! Qué pena, ya hasta el año que viene...
    Me encanta la salsa de roquefor, con carne y con lo que sea, qué rica. Y qué fotos.... Enhorabuena :D

    ResponderEliminar